Hola! ¿Cómo ha ido la semana? Esperemos que bien. Bueno, ahí va el segundo viaje que os comenté en el anterior post.

Antes de navidades nos fuimos de viaje express a Madrid. ¿Por qué express? porque estuvimos apenas un fin de semana. Fuimos con un objetivo concreto y era ver el musical de Anastasia, que por cierto, queda 100% recomendadísimo.

Esta vez nos alojamos en unos apartamentos de la calle Fuencarral que quedaban a unos 10 minutos más o menos del musical, ya que este estaba en plena Gran Vía. Teníamos las entradas para la sesión de las 22h así que decidimos cenar primero. Justo al lado hay un pequeño take away de pizzas y que seguramente habréis oído hablar de él. Cenamos en Papizza (para quien no lo conozca os dejo el link por aquí) y la verdad es que estaban muy buenas y además, muy bien de precio.

Personalmente, el musical Anastasia me encantó, sobre todo los cambios de escenario y el dinamismo que había entre escena y escena y es que, obviando que es una de mis películas de Disney favoritas, los actores y la historia me apasionó. (para que aquellos que queráis curiosear u os apetezca saber un poco más aquí tenéis el link a su web).

Por la noche, después del musical, al ser sábado pues siempre apetece alguna copa así que nos fuimos hacia la zona de Sol donde encontramos varios pubs y entre ellos la discoteca Moondance.

El domingo lo usamos para hacer algo de turismo y además teníamos entradas para la Fandome, donde hacían una exposición llamada «Experiencia Patronus» y como bien os podéis imaginar iba de Harry Potter. Había objetos de la película, así como el clásico andén 9 y 3/4 e incluso el sombrero seleccionador. También paseamos por el Parque del Retiro y vimos el Palacio de Cristal. Antes de iniciar el viaje de vuelta comimos en un restaurante llamado «Restaurante Cibeles», donde el servicio y la calidad de los platos era exquisito y además con un precio muy asequible (como siempre os dejo el link por aquí)

Así que nada, os invito a que vayáis a ver Anastasia el musical porque os encantará.

Un beso.

L.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *